En el corazón de las playas del desembarco en junio de 1944, Arromanches debe su fama a los vestigios del puerto artificial. Las imágenes sorprendentes de este lugar único son tan bellas como conmovedoras.

Puerto artificial de las tropas aliadas

©sabina lorkin anibas photography
Petite fille qui marche sur les plages d'Arromanches

El pueblo costero era un blanco prioritario de las tropas aliadas en el que querían instalar un puerto artificial para poder aprovisionar en armas y municiones las tropas que habían desembarcado. Numerosos vestigios salpican, con sus formas misteriosas, estas playas que fueron muy importantes para la liberación de Europa del yugo nazi. Cementerios, museos y vistas panorámicas fueron acondicionados para que pudieramos entender lo que suponía el Desembarco y la Batalla de Normandía. No hay que olvidar que Arromanches tiene una historia antes de la Segunda Guerra mundial: las primeras huellas de población se remontan a la Edad de Hierro. Sucesivamente celta, gala y Vikinga, la antigua Arremancia, debido a su posicionamiento estratégico, albergó un fuerte al pie del acantilado para protegerse de las incursiones marítimas. Este pueblo de pescadores y agricultores, Arromanches-les-bains está desde los años 1870 particularmente concurrida como destino de veraneo. Encajado entre sus acantilados, el pueblo asegura, a sus visitantes, calma y tranquilidad.

Qué ver en arromanches

© Thierry Houyel
Musée d'Arromanches 360

Museo del Desembarco: Permite descubrir el desafío técnico que supuso la construcción del puerto artificial de Mulberry B. Maquetas, vídeos y un diorama aportan un nota de emociones a las colecciones presentadas.

Arromanches 360:  El cine circular Arromanches 360° presenta una película dirigida por los autores de la serie Apocalypse. Los 100 días de Normandía relata la historia de la Batalla de Normandía, de la preparación del Desembarco en la liberación de París. Las imágenes de archivos provenientes del mundo entero desfilan sobre las 9 pantallas, a 360°.

Qué ver en los alrededores